lunes, 31 de agosto de 2009

MENSAJE SOBRE ROBERTO DARVIN



MENSAJE SOBRE ROBERTO DARVIN.




“ Cantor, cantor juglar y guitarrero amante de la noche cantor de un tiempo nuevo “.


Estamos en los comienzos de los años 70, la música de Norteamérica invade todos los espacios posibles. El Rock and rol se apodera de los espacios de la mente restándole oportunidad a las cabecitas incipientes de pensar.

Por suerte para todos nosotros los Latinoamericanos, nuestra propia canción logró imponerse. En los ámbitos universitarios, en las radios culturales la canción popular se hizo presente. Compositores de Argentina como Atahualpa Yupanqui,Facundo Cabral, Alberto Cortéz, Jorge Cafrune, la intérprete Mercedes Sosa, Eduardo Falú, El Chango Rodríguez, Horacio Guarany , José Larralde, grupos como Los Chalchaleros, Los Tucu tucu, Los Fronterizos, Los Cantores del Quillahuasi, compositores como Andres Chazarreta lograron destacar consiguiendo que la canción antes dirigida a las localidades rurales pudiera traspasar sus regiones para hacerse internacional.

En México gente como Amparo Ochoa, los Folkloristas, Tehua, Gabino Palomares El negro Ojeda, y Oscar Chávez lograron aportar sus ideas para fortalecer la canción popular. De igual forma en La República Oriental del Uruguay, llegó un tipo de canción que se desconocía por acá en México. Una canción con una importante carga cultural. Los primeros compositores que se hicieron escuchar fueron si el recuerdo no me engaña Alfredo Zitarrosa, Daniel Viglietti, y Los Olimareños. Con menor intensidad Tabaré Etcheverry pero igual de importante, Osiris Rodriguez Castillo y algunos mas que lograron entrar en las mentes y acaso en las conciencias de las personas y logrando sobre todo un propósito; que la canción tuviera contenidos, que se apoyara en la poesía o en los mensajes sociales.






De todos estos importantes autores de lo que se llamo la canción protesta, o protest song para los gringos, fue , y es por lo enorme de su importancia, Roberto Darvin. En México de momento aparecieron dos discos de los que llamábamos elepés: El primero Experiencias y Caminos cuyos contenidos eran catalogado por los que saben como de oro puro. Temas de enorme calidad y belleza como María Naranjo, O aquella otra que decía que él nació en Montevideo principio y fin de la mar..
Esta música logró interesar a un importante número de personas, y no había nadie de esa época que no se supiera Fronteras. “ Soy latino americano, soy latino, traigo alegre la canción y alegre el vino,sé a dónde quiero llegar y sé el camino, soy el dueño de mi sueño y mi destino”…

Desde siempre los medio de comunicación masivos siempre han estado a favor del dinero y se han negado sistemáticamente a los hechos culturales. Esta actitud sólo ha servido para estos individuos mercantiles para amasar fortunas, logrando con esto apabullar la educación.
Algunos dirán que la música no es cultura, pero si bien decían aquellos viejos platos musicales que el disco es cultura, y era verdad. Sin embargo en casi todos los países en vías de desarrollarse, la música es utilizada como un elemento para vender artículos basura.
En México en el comienzo de esos años era un machacar constante hacia la gente con cantantes de plástico. Se le armaban letras bobas carentes de razón, se le incluía además una cara bonita, que fuera atractiva y ya está. De pronto y de la nada surgían nuevos valores que como loros o guacamayas solo repetían estribillos que rayaban en lo idiota.


Cuando la estación de radio Educación trasmitía la voz de un hombre decir: “Y me desmintió el camino lo que en la escuela que no era cierto que mi patria terminaba en la frontera, en cambio es cierto que al hombre lo separan con banderas”. Podías ver como los rostros del escucha se miraban entre sí. Quién es ese que canta, me dijo alguna vez un personaje.¿ No sabes?. Se llama ¿ Roberto Darvin ?. Es un compositor que viene de allá del sur, de la República Oriental del Uruguay.

Posteriormente a mis clases de guitarra, por las tardes intentaba tocar la más bella canción que yo haya podido escuchar:. Río que vuelves por no volver, mi canto tiene razón de ser. De paso a huella de rumbo a pie.
Si los amores eternos mueren al amanecer, no despierto con el día con la noche desperté…


Roberto Darvin siempre tuvo y tiene la cualidad de describir los paisajes, el amor sabe describir con exactitud la naturaleza, y sin ser incisivo también te habla de las injusticias sociales. De cómo los actos de un hombre limpio deben de llegar a trascender.

Darvin toma los elementos de su país, esas materias primas que ´solamente El Uruguay tiene, Los ritmos de los negros, el candombe sobre todo, usa los temas de Cuba, musicaliza algunos poemas de Nicolas Guillen y Federico García Lorca. El es la milonga , los tambores de Montevideo. Describe la calle Yacaré, el Barrio sur. La lucha que libro él con una sola arma, la guitarra, ese matiz en su voz, que te atrapa y te arropa:
El barco en la azotea, Juanito Calafate,El ciego Pedro, Serrana, la modelo, Truco, Guitarras como campanas Los amigos de papá son canciones que perdurarán por siempre o al menos hasta que nosotros estemos por acá.

Quitate el sol muchacha no te conozco, no sé tu nombre y estás con otro…

En esos años pasados Roberto Decía que el le hablaba del mar, cómo murmura siempre sin decir nada. Yo no conozco la mar me contestaba, como andaré la playa si soy serrana.

La televisión estatal se llamaba Imevisión, ahí lo vi alguna vez en actuación al alimón con otro notable compositor mexicano ya olvidado por cierto Guadalupe Trigo. En esa ocasión los presentó Sergio Romano, un locutor que tenía la facilidad de describir y de hablar. No sé las razones por las que Roberto Darvin se manejó siempre con un perfil discreto, sin bulla. La respuesta está siemplemente que las personas con ese tipo de creatividad no suelen darse tan fácil ni tampoco les gusta ir por los caminos de Dios pavonearse ante su majestad, el telemarketing.




Es 1970 vivo en México , en un lugar que se llama Mixcoac en el Distrito Federal. Un hermano, el mayor, envuelto en esa vorágine de las música anglo, llegó un día para decirme que él y unos amigos se habían inscrito en el primer festival de la canción que organizaba la Universidad Autónoma de México.
Entonces ya inscritos se dieron a la tarea de componer la canción que los representaría. Recuerdo en esa niebla y los cigarros que intentaron una letra que por momentos me parecía más lela que las canciones de Angelica Maria: “ “ Al despertar yo de aquél sueño me puse yo a pensar si todo lo soñado podría ser realidad “. Los escuchaba berrear su absurdo, mientras que los otros integrantes de su grupo intentaban hacer música.

Por mi parte empezaba a conocer la música popular de España, esa música que nos fue llegando de manera inteligente que hacían otros muchachos en los barrios de Barcelona. Lluis Llach,Raimón Els setse jutges y por supuesto el latinoamericano de Barcelona Joan Manuel Serrat. También había ejemplos de luchadores de la canción popular de igual importancia: Victor Manuel Ana Belén, Maria Dolores Pradera, Luis Eduardo Auté Patxi Andión,y mi maravillo compositor de Andalucia: Carlos Cano. A Joaquín Sabina lo fui conociendo por los años 80.

Mi hermano y sus compinches seguían en su necedad y a unos días del magno festival de la canción se dijeron listos. La función se realizaría en el bosque de Chapultepec en un lugar que todos los que habitamos esta ciudad de locos conocemos.La casa del Lago. Ahí en ese pequeño teatro al aire libre se acondcionó una manta para librarnos del sol. Y ahí precisamente ahí tuve la dicha y el placer de escuchar a la máxima creadora del Perú: Chabuca Granda.
Las gentes fuimos llegando para ocupar nuestras localidades, me parece que debería andar por los 17 años, quién sabe.
En la Casa del Lago trabajé un tiempo, lograba vender pepsicolas y caramelos a las gentes que paseaban por el bosque o que les gustaba remar en lago abierto.

Llegó el gran momento para mi hermano, fue entonces que les pregunté como se llamaba su grupo, y uno de los integrantes que tenía cara de chango por algo le decían El macaco, respondió que se llamarían Los mierdas. Me parece que les asistía la razón. Porque eran tan malos como una patada en los huevos.
Por esos diás yo habia escuchado en la misma estación radial:Pobrecita la modelo va con su belleza a cuestas y sonriendo de memoria esclava de su belleza”.

Un locutor del que no sé sí ya falleció y que le decían Marco Aurelio Moncada Kraus fue el presentador. Asi describió a un joven que se dijo llamar Figueroa. Su canción Lodo que sabe brillar. Actuó con su guitarrita y lo que pude escuchar fue peor que lo que yo le había oído a un cantante y compositor de Aguascalientes. Este muchacho de ayer hoy fue devorado por los medios mercantiles y mercenarios hasta quedar convertido en un compositor de bajo nivel aunque debemos de decir que en una sociedad como la mexicana que cuenta con un pasado importante , le da mucha importancia a la mediocridad y a cualquiera ponen en los cuernos de la luna.


Pasaron otros de los que ya no me acuerdo , pero que pasaron por la escena del canal 13 sin pena y sin gloria.
Cuando llego el momento de la participación de Los mierdas, Marco Aurelio Moncada los fue anunciando sin saber el nombre del grupo y se refirió a la canción. Cabe decir que por esos tiempos la televisión mercantil trasmitía un anuncio a las siete de la noche del mago de los sueños en dónde invitaba a los niñitos a irse a dormir temprano. El locutor se acordó de ese anuncio y los presento como los muchachos del mago de los sueños. Todos lo que sabíamos de ese anuncio reimos a placer Los demás pusieron cara de waht?.

Uno de los muchachos logro sentarse en el banco del batería, mi hermano en su sitio del piano, el macaco tocaba el clarinete,y no se quién la guitarra. En medio de los nervios y su nula capacidad cultural y/o musical los presentes nos dispusimos a devorárnoslos en salsa frita.
Y así fue, cometieron tantos errores que la canción terminó en otra cosa, el locutor quería que ya se fueran y nosotros también.

Andrés mi otro hermano cultivaba también el gusto por la canción latinoamericana y nada más nos veiamos las caras.

¿cuanto pendejo hay en la vida no?-



Justo en las gradas de atrás llegaron ya empezada la función dos muchachos como de unos 28 años, sus nombres Roberto Nacimiento y Roberto Darvin. Andrés y yo los reconocimos de inmediato y en un descanso nos acercamos a los dos y sin más les pedimos un autógrafó. De la manera más atenta vi como Darvin hizo una cara como dciendo y estos como me reconocieron. Y
no podia ser de otra forma.



Esta imagen se quedó para siempre en mi conciencia, más adelante cuando logré conseguri sus dos acetatos no pude más que reafirmar que este compositor uruguayo y evadiendo todo tipo de adulación lo debo de considerar como uno de los grandes maestros que hcieron posible que nuestra canción siga por ahí, que nuestros ritmos sigan conformándose y que sigan siendo parte de nuestra cultura.
Por ultimo debo de decir que para entender lo que somos debemos de buscar en el pasdo de todos nosotros, tener una memoria presente que nos diga a donde vamos quienes somos y porque estamos en esta parte del mundo: Soy latinoamericano soy latino traigo nueva la canción y alegre el vino.

Gracias Darvin por este legado de música importante que nos diste y que nos das, y cuando sintamos que las fuerzas nos dejan y perdamos el interés por las cosas siempre habremos de montar en nuestro caballo y antes de que cante el gallo en nuestro caballo te iremos a buscar.

Alfredo Arrieta Ortega.


Estimado Alfredo:


A mi Roberto me caló hondo desde mi adolescencia cuando un periodista gran conocedor de la música presentaba un programa llamado Discodromo Show. Por ahí pasaron los qu entonces eran jóvenes valores y hoy son los guías de toda una generación y de las que van viniendo.
Ahí Roberto presentó un tema suyo llamado El canoero. Y ese tema tenía unos retumbes, unos sones que no eran conocidos entre nosotros.

Después vinieron las oscuras horas de la dictadura y él estuvo en Europa, en Cuba donde vivió un tiempo.

Volvió por los noventa, venía a mi casa a ensayar con Carlitos en bus desde la zona balnearia, donde se había hecho una cabaña de dos pisos de troncos. Vivía con su novia (una señora algo mayor que él, francesa y encantadora) antes de conocerla nos decía "me voy, me voy me está esperando mi novia" y los tontos nos imaginábamos una chica joven e infartante (como hacen todos los veteranos inteligentes o no). fue una experiencia maravillosa pasar una tarde con ellos. Roberto pescaba en el arroyo del fondo, plantaba sus verduras, y hacía su propio vino.
Y odia las tarjetas de crédito, sistema perverso de enganchar a la gente en un consumo que los enloquece.

cuando yo me vine Jaime Roos le había versionado Calle Yacaré y los mayores ingresos que percibía eran de los royalties de ese tema.
Por lo demás los sistemas van dandole lugar a esa mezcla infame de cumbiamba con letras ordinarias y estos genios quedan ocultos en algún lugar de nuestras almas.
Tengo bastante música de él en formato Real One Player y no sé como pasartela pero intentaré.

Espero haberte dado una buena pintura de este gran músico y mejor persona que es Roberto Darvin.

Un cálido saludo y seguiremos en contacto.
AM
Para elpueblodetierra.
Y elpueblodeletras
Gracias a Ana Maria Craigdaille.
De la República Oriental del Uruguay.
Islas Canarias, España.
Archivo Alfredo Arrieta Ortega.
Nec spe, nec metu
Sin esperanza y sin gloria.

domingo, 30 de agosto de 2009

CRISTAL Y CUCHARAS


CRISTAL Y CUCHARAS.



Tibidabo. Barcelona



Es sábado nocturno, son casi las tres de la madrugada y no hace frío , llega un automóvil y desciende un joven , bajas los escalones y te encuentras que pasa otro de más edad siempre con la cara de que ocultan algo . Es una especie de depredador de la raza humana , es una escoria de mierda que solo vive para robar .

Descubres la noche , es un túnel negro negro . Con recelo de indio miras para todos los puntos cardinales , aún en las noches del sueño intenso , los malhechores son capaces de hurtar .

En la contra esquina , se aparece un parque de diversiones, parece ser el parque de Barcelona , hay personas comprando algodones de azúcar , otros más comen helados de combinación.
En esas estás cuando Javier Barden te dice que mires al cielo , y precisamente allá en las alturas hay un barco de cristal , piensas en lo costoso de esa obra quizá algún benefactor catalán desembolsó los euros , quizá sí , quizá no . Barcelona es bona si la bolsa sona.
El barco tallado con la conciencia de un artista , da pequeños giros como si estuviera inmerso en un mar de aire , azul añil.

En su interior viajan diversas personas , seres de razas distintas, de ojos rasgados , de pieles negras y de pieles blancas .

Javier te dice que si quieres subir al barco , y tú temeroso a las alturas niegas con la cabeza , Javier insiste mientras te dice que hasta ahora no ha visto a ningún mexicano que se raje . Recuerdas que para ustedes el rajarse , quiere decir abrirse, como se puede abrir de piernas una mujer , y claro está que tú no eres marica sin calzones .

Javier te entrega un boleto para un viaje de diez minutos . Te colocas en el asiento que un señor te asigna mientras te pide te abroches el cinturón de seguridad , tú aparentas que le obedeces pero recuerdas que nunca te pones el cinto , porque una vez en México un pendejo te chocó del lado del conductor , el putazo que te dio te provocó la torcedura de hombro y un dolor que hasta la fecha no has podido quitarte ni con hierbas de olor .

El barco comienza a dar pequeños giros hasta que cobra una velocidad que los marinos le dicen nudos . Primero sientes placer, hasta que un mareo se apodera de tu persona , y el puto barco sigue y sigue , dale que dale . Sacas la cabeza por la proa y emites un vómito de algodón de azúcar . El líquido rosa cae sobre la calva de un catalán abarrotero .

Te haces el discreto hasta que el barco se detiene , bajas los ciento veinticinco escalones que te separan para llegar al suelo y cuando te encuentras en piso firme agradeces al creador.
Javier te vuelve a mirar y parece decir que tío tan puto.

Los sueños son así , son una especie de situaciones grotescas. Que parecen no tener sentido . Así que sin mover los ojos siquiera te encuentras en una escalinata que te lleva a un prado, ahí hay macetones de todos tipos , en el suelo se encuentran tendidos unos manteles blancos , hay pasteles , y vino y hasta algún guisado de cerdo . Tal parece que se celebró un magnífico festín , pero no hay persona alguna . Pasas caminando entre los manteles y tropiezas con los platos y tazas y vaso y toda la cuchillería . Hay cucharas sucias , con restos de comida , tenedores con pedazos de carne . Buscas una bolsa plástica y comienzas a llenarla de cubiertos , unos niños que te ven cuchichean entre ellos y alcanzas a escuchar que te los estás robando. Tú no robas, piensas , pero la verdad es que te los estás robando , algún dueño deben tener .
Te justificas porque en los sueños nada tiene dueño y todo es de todos , o al menos del que lo sueña y piensa .

En la última etapa de esta dormir en profundidad descubres a un grupo nutrido que intentan alegar de todo , ellos se encuentra parados , se avientan con las manos , estalla un maremágnum , antes de que te atropellen estos tipos sacas de entre tus ropas y le disparas al más león . Este cae de lado como en las películas gringas . Y como en los sueños no existe la ley , pero en la realidad tampoco , le das dos tiros más , al fin que son muertes de humo…
Original de Alfredo Arrieta Ortega
Para elppueblodetierra.
Republica de México.

DEPREDADORES


DEPREDADORES



Sin el tigre no habría jungla….



Imagen Ernesto Rod


Me dice la realidad que en una localidad llamada Jharkahli en el continente indio unos hombres que se daban al trabajo de pescar fueron atacados por un tigre de Bengala . Uno de ellos trató de perseguir al felino pero no encontraron huella alguna, solo ramas rotas . Dicen que la bestia pesa más de 205 kilos y que logró atacar a un nativo , le desgarro la garganta y logró arrastrarlo selva adentro . Esta zona es el refugio natural de tigres en el planeta pero también es un area en donde viven cientos de miles de humanos . Los tigres matan a mas de 20 personas por año .
Debido a la deforestación de la tierra , ahora los tigres se cruzan a cada momento con los humanos siendo estos encuentros cada vez mas sangrientos .


Los seres humanos después de acabarse los terrenos de cultivo ahora deciden por hambre internarse a lo recóndito de la selva . Los tigres se acercan a las aldeas para conseguir agua y comida, y han podido comprobar que la carne humana no tiene tan mal sabor. Los tigres rastrean a los hombres y en su oportunidad zaz los atrapan y se los comen en una suerte de aderezo de sangre .


Se piensa que existen como unos 500 animales , la mitad pertenece al territorio Sundarbans y la otra a tierras bengalíes.
La enorme sombra del depredador domina los pensamientos de los aldeanos. Los tigres son una constante en canciones folklóricas y altares de lodo , monstruos reales que se llevan a quienes les reten .


Para alejar a los tigres , los aldeanos baten tambores y encienden luces en la noche . Muñecos electrificados sacuden a los felinos que se acercan demasiado . Recientemente , las autoridades erigieron una cerca enorme de nailon alrededor de la reserva de tigres , una ambiciosa solución que requiere mantenimiento constante .


La mayoría de la gente siente que su mejor defensa es la bendición de Bon Bibi, la diosa de los bosques , que según la creencia local controla a los tigres , serpientes , tiburones y cocodrilos que merodean su reino .


Antes de aventurarse en el veleidoso manglar, que es redibujado constantemente por las mareas y las arenas , los locales visitan su altar y le piden protección , pero la tarea se le está dificultando a la diosa .
" Pese al miedo , los aldeanos aprecian también a los tigres, porque saben que la fiera es lo único que evita que el atestado mundo exterior les invada .


"Sin el tigre", dice, un pescador que fue atacado el año pasado, "no habría jungla".
A medida en que se industrializa , la India enfrenta graves problemas de deforestación en otras partes , pero también es cierto que sin la presencia de tigres , el tío de Tarafdar aún estaría vivo . Un tigre mató al pescador hace 30 años y su viuda aún se viste toda de blanco , el color de luto en la India .


"El tigre es el enemigo", dijo Dulali Tarafdar , la viuda . "Si yo pudiera , yo maldeciría al tigre . Yo le diría 'tú me arruinaste'".
Los Sundarbans pudieran ser también el lugar donde el tigre dé su última batalla . Solamente quedan unos 1.500 en las reservas y junglas de India , comparado con 3.600 hace apenas seis años y un estimado de 100.000 hace un siglo. Los tigres se han adaptado al ambiente difícil aprendiendo a comer pescado y cangrejos, nadar contra corrientes poderosas y beber agua salada, aunque el agua se está volviendo demasiado salada incluso para ellos, dicen los científicos .


Original de Alfredo Arrieta

Para

elpueblodetierra

República de México.

IRAK



IRAK.


Siendo las veinticuatros horas con quince minutos del año que expira, me encontraba deambulando por los territorios del sueño . Primero fue interesante porque llevaba de la mano a una mujer blanca parecida físicamente a una de las chicas de James Bond , sus ojos qué ojos , azules , profundos , las mejillas carnosas , cejas delineadas en algún centro de belleza , y unos labios de jugo que cada vez que la miraba , no soportaba las ganas de besarla . Hasta aquí fue bueno . Tomamos por una calle iluminada de azul , en las proximidades de la mitad , nos encontramos con una puerta de plata . Giré una perilla y la puerta cedió . Y como en las películas nos encontramos con un mundo opuesto . Mujeres caminaban por todos los sitios , los hombres gritaban en lenguajes extraños de los cuales ninguno de los dos comprediamos ni jota . Parecía que nos encontrabamos en una experiencia cinematográfica y que el argumento trataba sobre Dios en los tiempos remotos . Arboles frondosos , música de fondo tocada con tamborcitos , hombres sacando víboras cobra de los canastos , burros por todas partes , y algunos niños jugando con tierra .



Llegamos a un hotel en Bagdad y pedimos una habitación para descansar el cuerpo . Nos dirigieron a un tercer piso y miramos complacidos el interior , muebles exóticos tapizados de rojo , cuadros de paisajes ensoñadores , lámparas a gas , y espejos por todas partes .
Cuando nos encontramos solos la mujer blanca que me acompañaba lo primero que hizo fue pedirme que me recostara en la cama , después se trepó encima de mí , se quito el sostén y me mostró sus senos magníficos , pero mi interés se encontraba dirigido a un cuadro donde un sultán acompañado de unos perros comía dátiles del desierto . Le pedí a la dama que se pusiera su camisón de franela pero insistío una vez más diciéndome que si no me agradaban sus tetas . Claro , están bonitas , pero recuerda que estamos en un sueño y debemos de sacar provecho , casi nunca voy a Irak y no voy a desaprovechar el momento que estoy durmiendo .
Lo que no sospechábamos que en la parte baja del hotel todo se estaba filmando , y quedaron en video las chiches de la guapa .

Sin esperarlo , se abrieron las puertas de nuestra habitación y entraron cinco hombres que hablaban y nos inquirían a que saliéramos de prisa , nos llevaron a una especie de cárcel y nuevamente me encontraba tras de unos barrotes duros .

Más tarde llegó un gringo que decía lo habían mandado de la embajada para asistirnos, así que comprendí que yo en la inconciencia en la profundidad de la modorra , era un norteamericano paton .El gringo me explicó que habíamos violado las reglas de estancia que se le permiten a los extranjeros , y que ninguna mujer podía enseñarle las teclas a nadie a menos que el individuo se encontrara casado pero bajo las leyes iraquíes . Les expliqué que yo estaba casado pero por las leyes de Mexico , pero el gringo seguía insistiendo que yo había nacido en el Paso Texas y que no me llamaba Alfredo sino Leopold Ronald . Entonces comprendí que estaba atrapado dentro de una identidad que no era la mía , y que sólo podría zafarme si despertaba abruptamente . Intenté girar por la izquierda pero estaba metido literalmente dentro de una cobija con figuras de gato , pedí agua a un policía que llevaba un trapo amarrado a la cabeza , pero el muy cabrón solo se concretaba a mirarme .

Luego cuando sospeche que la situación se arreglaría por los oficios de la embajada , la cosa se puso peor , nos sacaron con violencia de esa cárcel y nos llevaron a un refugio colectivo en donde la verdad era el mismo infierno . Ahí vi como los iraquiés casi animales se cogían a todas las mujeres que iban llegando, y a los hombres también , a la bella que me acompañaba la llevaron hasta la esquina de una pared que olía a caca , uno de ellos el más rudo y el que parecía ser el jefe , le bajó los calzones al grado de rompérselos , los demás reían y se burlaban de mí . Yo comprendí que no era Jorge Rivero ni el enmascarado de Plata y que no podía hacer más .
Luego llegó una máquina que parecía un tren , ahí colocaban entre los costados de las ruedas a muchos hombres amarrados con cadenas estos al avance de las ruedas eran molidos , miré como sus carnes y sus huesos se esparcían por todos lados al mismo tiempo que una muchedumbre corría para recoger los pedazos de nalga o aguayón .

Las gentes se agrupaban de acuerdo a los idiomas que hablaban , yo no tenia problemas porque era políglota . En cualquier bola de humanos me iba integrando. Así estaba cuando mis ojos apreciaron que dentro de un basurero las gentes sacaban botellas de ron y se las tomaban apresuradamente, esto con el propósito de que los guardianes del lugar no los detectaran .
Busqué la posibilidad de escapar pero no había manera porque antes de dormir mi jinqué dos pastillas de Dalai y mi sueño fue largo y profundo…

Busqué nuevamente la salida y un hombre que estaba parada en la puerta precisamente me entregó un papel con el número 143 , me dijo que esa era la clave del candado , que lo abriera en menos de cinco segundos y estaría libre .

Busqué entre las gentes a la mujer y la noté ausente y claro le pasaron por encima siete iraquiés con sus siete miebros la penetraron . Así que ella no estaba muy contenta que digamos.
Le dije que si quería salir del sueño , en primer lugar no anduviera nunca jamás enseñándo las chiches a todo el que se lo solicitara , no me dijo nada pero con su mirada me lo dijo todo….
Original de Alfredo Arrieta Ortega

HAY UN HOMBRE



HAY UN HOMBRE


Hay un hombre sentado en el quicio de una puerta que mira con desgano , nada parece interesarle, me acerco despacio como tratando de no molestar .

Tiene unos grandes ojos negros que miran sin ver.
No se que pena le aqueja y le pregunto :
¿ Se siente mal ? .
El hombre me mira sin ver.
Dice musitando ; soy un cerdo, soy un cerdo.
Vine de un pueblo lejano, con la intención de progresar. Uno deja todo y llega a esta ciudad para encontrar miles de cosas. Luego los días y los años van pasando, se encuentra uno con una mujer que a la larga lo va envolviendo como las arañas viuda negra, y lo empieza a chupar , hasta sangrarlo. Le saca todo ; el dinero , las fuerzas, las ganas, el esperma blanco , lo chupa lo chupa…

Ella al principio decía que me quería, luego la vi en brazos de otro , se besaban , luego los seguía . Cada miércoles se metían a un hostal y se daban a la tarea de burlarse de mí.
Por esos los maté…

Primero a él , una tarde de verano lo seguí hasta una cantina que se llamaba “ El negro Pepe “, decían que el dueño era un negro yacumenza .

Me acerqué rápido y le disparé , dos tiros le penetraron en el pecho . Yo quedé satisfecho porque había limpiado mi nombre . Que aunque era muy común , pués me decían Martínez .
Después , ella no lo sabía porque apenas era lunes , esperé a que saliera de la casa . Llegué por atrás de ella y en una calle oscura la tomé por detrás y le rebané el cuello . ¡ Pobre puta ¡…
Era la madre de los dos chiquillos y lo que me enojaba era que se parecían mucho a ella .
Meses más tarde acudí con unos brujos para que me liberaran del mal , porque ella se me aparecía precisamente el día en que la maté.

Original de Alfredo Arrieta Ortega.
Gatodelperro2000@yahoo.com.mx
alfredoarrieta@terra.com.mx
México.

ESTAS DE SUERTE



ESTAS DE SUERTE


Estas de suerte le dije a la femenina cuando la vi tendida sobre esa cama que se desplazaba despacio entre las estrellas, el espacio de la noche y quizá entre los sueños de ese mayo anterior.
Ella estaba allí como te dije con los ojos entre abiertos , se mostraba sugerente y parece que deseaba pelea en su sexo . Como pude me encaramé sobre su cuerpo , y comencé a besarla , despacio . Un cierto temblor de piernas me daba cuando sentía su piel calientita , y también cuando lograba tomar sus manos . Era una femenina que esa noche de mayo me daría tal placer y claro que yo también a ella , que cuando lo pudiéramos contar es posible que no nos lo creyera nadie .


Estaba tocando sus pechos suaves cubiertos por una fina gasa cuando sentí claramente un peso en alguna parte de la cama . Miré dispuesto y no podía creer que un sujeto de apenas sesenta centímetros de estatura estuviera en la cama observando .


El enano me dijo que esa mujer era suya y que si quería usarla pués debería de pagarle . ¿ Y como cuantos supones tú que vale echarle un palo ?.


Dime tú , me dijo el deforme mientras extendía su mano . Primero pensé en darle algunos euros pero ¿ porque debería pagar ? . Deje mi acción y ya estaba empezando a molestarme porque antes de que se apareciera el enano yo estaba dispuesto a libar la leche tibia que esos senos estaban a apunto de darme .


Llegué hasta dónde el enano y sin más le puse unos buenos putazos en la cara . El enano confundido se limpio con sus manitas la sangre que le brotaba . ¿Quieres más hijo de puta?
El enano que según supe después se llamaba Elmer porque la femenina me lo dijo , sacó una pistola de las que se llaman baretta . Intentó darme unos plomazos pero yo como buen gaditano que le sumo primero el cuchillo . Le di dos y tres estoques hasta que el enano arrojó sangre por la boca .


La femenina se levanto y con una mirada de temor me dijo que Elmer era su novio y pensaba casarse con él . ¿ Con esta cosa?
Mirame femenina , guáchame , mira mis músculos , mis brazos como tenazas , vé el tamaño de mi pito , lo grande de mi cartera .
Fijándote en un enano..
¿ Yo también te quiero femenina , por ti soy un perro , por tus tetas tu esclavo . Ningún argumento fue capaz de convencerla.
Entonces ella extendió su mano blanca y me pidió dinero . Yo lo hago por dinero explicaron sus labios mientras dejaba escapar una lágrima .
Y solo eso fue , yo que me sentía muy macho y ella quería dinero….

PONER UN HUEVO

PONER UN HUEVO


En un estado de no poder dormir a mis anchas plenas, decidí exprimentar con la cabeza . Eran casi las dos de la mañana y un hombre de barba se paseaba por la calle, miraba por las esquinas de la noche como esperando a que llegara alguien . Más tarde casi a las dos con 24 , se estacionó un carro compacto de color blanco . De su interior descendieron tres jóvenes de 16 . El hombre de barba comenzó a decirles desde el huevo y quién lo puso. Era el papá . Uno de los chamacos le dijo que la pila de su teléfono estaba agotada , la respuesta del padre enojado fue darle una cachetada sonora . Acto seguido se subió en su coche y se alejó con la rapidez de un pedo .



Entonces ya con el frío metido en mí busqué nuevamente las cobijas y chinito empecé a temblar , hasta que poco a poco fui adquiriendo calor y se me fueron cerrando los ojos .
Primero pensé que aún estaba despierto y que me encontraba en franca recapacitación para saber porque en la cabeza tenemos miles y miles de hoyitos de donde brotan como si fueran pasto los pelos que nos darán prescencia . ¿ Para que sirven los pelos ? . Supongo que para protegernos de las hostilidades de los climas . ¿ Y si en estas cavilaciones también me preguntará si un hombre pudiera poner un huevo ? .



Así que decidí acudir a una tienda de animales y busqué el mejor alimento , el que le dan a las gallinas y a los gallos . Decía el paquete que este producto estaba garantizado y que los nutrientes que lo contenían harían que la producción de huevo fuera muy generosa .



Llegué a la casa que antes tenía y en una habitación vacía procedí a llevar pastura seca ; es decir ese forraje que comúnmente se denomina como paja . Primero hice una especie de rueda con el propósito de darle forma . Conforme fue creciendo ya pude lograr las proporciones de un nido . De ahora en adelante sería El hombre que logró poner un huevo , o el hombre gallina . Esto último no lograba convencerme porque estos adjetivos se los daban a los hombres cobardes en Los Estados Unidos.


Pero no me importó yo sería el hombre gallina pero con otros propósitos . Posteriormente abrí el paquete de alimento . De primera entrada no sabía tan mal y si estaba tan repleto de nutrientes como decían pués que mejor . La primera cena fue tan generosa que mi estómago aumentó más de dos tallas , era casi un panzón. Ya con la barriga llena , busqué el nido y en posición de quién empolla , cái atrapado por los sueños. Estaba metido en el sueño del sueño .


Cuando pude despertar las tripas comenzaron a gruñirme de tal manera que no pude alcanzar la taza del baño y sin más remedio pués me cagué . Era un chorrilo intermitente que no cesaba . El alimento gallináceo le hizo chiras los intestinos . Ya repuesto de este pequeño obstáculo nuevamente ingerí el alimento pero ahora directamente de la bolsa , y como la consitencia de este era dura, recuperé lo mejor de mi metabolismo y supuse que mi organismo ya se encontraba preparado para fabricar mi huevo .



Esta vez , despedorré una almohada , le metí un navajazo y vi emocionado como brotaban las plumas . Luego busqué en la alacena una miel de abeja y procedí a untarme primero por las piernas , después hasta donde pude por la espalda . Unté de miel mis nalgas , luego mi cara . Embadurné los dedos , brazos y manos . Con las plumas blancas llené mi cuerpo . Ya para esos entonces parecía una verdadero gallina . Lo único que me faltaba era estar culeco . Ya en mi personalidad de pollo , volví nuevamente al nido , caia atrapado nuevamente por las tentaciones del sueño . Era las cuatro de la mañana de tres lunas en el futuro cuando nuevamente mi estómago entro en funciones , ahí en directo . Me coloqué nuevamente de cuclillas , con lo más abierto de piernas que pude . Contrajé mi panza y mis pensamientos estaban dirigidos al bello blanquillo que yo pondría . Después de muchos pujidos , me levanté con mi cuerpo de pollo , con mi aspecto de pollo y grande fue mi decepción al comprobar que mis esfuerzos habían sido en vano , no puse ningún huevo , lo único que pudo expulsar mi cuerpo fue una mierda enorme . Fue entonces que comencé a llorar , con dos o tres patadas destruí el nido que con tanto amor había construido , luego busqué el baño , abrí la regadera me enfrenté a una ducha de agua caliente , tomé una toalla , me acerqué a la cama y caí dormido. …


Original de Alfredo Arrieta.
Para el pueblodetierra.
MEXICO

TIERRA


TIERRA

Me encuentro deambulando por unas veredas que en lo posible me lleven a alguna parte . Hay calles que se entrecruzan y logran formar encrucijadas . También se pueden apreciar pequeños guijarros que pisan mis zapatos y crujen .
Algunos perros del pueblo se limitan a verme y noto sus ganas de continuar echados y no emitir ningún ladrido .


Hay una loma y una mujer parecida físicamente a Eugenia León extiende su mano y me entrega un puño de tierra . Le pregunto que si es por la nueva promoción de su trabajo musical . Eugenia se ríe con esa risa extraña que siempre ha tenido . Yo la recuerdo en aquellos tiempos de cuando cantaba canciones de protesta en la Ciudad Universitaria , con su pelo chino , y me causaba inquietud cuando comentaba sus orígenes en Tlanepantla . También le pregunté si ella era de los Leones de por allá del norte . Porque también mi abuelo el General se apellidaba León .

Eugenia no me contestó y bajo de su pedestal en alto que por momentos se me figuró a Chabela . Entró sin precipitarse por una puerta apenas abierta y por la que pasaba un chorro de luz mezclada con la tierra de cualquier pueblo de México Es posible que fuera Ciudad Guzmán . Entonces fue cuando la seguí y en lo posible del sigilo toqué discreto , Eugenia me miró al mismo momento que colocaba su dedo índice sobre sus labios para pedirme que hiciera el menor ruido .


En un camastro de los años 50 , descansaba metido entre unas cobijas un actor de rasgos indígenas llamado José Carlos Ruiz . El parecía estar enfermo , su cabeza se encontraba de lado izquierdo y su boca emitía un leve quejido . Eugenia se acercó a mí para pedirme acudiera con el curandero . Así lo hice y me encontré con la sorpresa de que quién hacía las limpias era Emilio El Indio Fernández . ¿ Es usted el curandero ? , le pregunté; Me miró con esos ojos de rudeza que siempre tuvo y me dijo ; pués claro . ¿ Qué te parece mal ?. No es eso Don Indio pero yo sabía que usted era director de cine. ¿ Y qué ? . ¿También puedo curar no ?. Claro Don Emilio .


Después de un silencio pesado le pude hablar : Dice Eugenia que si usted pudiera acudir a casa de José Carlos , es que está enfermo y la temperatura no le puede ceder . El brujo me dijo que lo esperara y procedió a buscar un morral en donde fue echando toda clase de hierbas para tomar y untar .

Salimos seguidos por unos perros y al doblar la esquina nos encontramos con otro señor conocido : Este llevaba un traje oscuro y un libro bajo el brazo Era Juan Nepomuceno .
Nos miró momentáneamente , se llevó la mano a la boca y frotó como si se preguntará que carajos me encontraba haciendo en su pueblo . Buscó en su traje y me entregó un mensaje este decía palabras más palabras menos . Soy Rulfo y estoy muerto como está muerto Emilio y como esta muerta Eugenia y como está muerto José Carlos y como lo estás tu también . Le dije que estaba equivocado que lo que ocurría era parte de un sueño de enero . Juan te explicó que no era posible y desapareció por otra puerta .

Pasaron diez minutos y entraste con Emilio que para ese tiempo ya se había metido medio litro de tequila , de agave azul . Eugenia buscó mi cara como diciéndote que habían llegado tarde . Alzó su mano y fue dejando caer otro puñado de tierra al mismo momento que me decía que solo era el polvo de lo que quedaba de Jose Carlos.
Original de Alfredo Arrieta Ortega
Para elpueblodetierra.
República de México.

LOS VULGARES



LOS VULGARES
Del primer tipo….

Se dice que ciertos tipos son capaces de destilar hedores vulgares. Hay unos que decidieron escapar de las líneas legales, arrojaron todo por la borda y se echaron a las calles a vivir de lo que fuera saliendo.


Uno de ellos le dicen el manos puercas, y le dicen de esta manera porque nunca se las lava , lo puedes ver en cualquier calle de la ciudad , deambulando de aquí para allá. Mirando todo lo que puede. Se hace acompañar de un perro flaco, que al igual que él tiene la mirada de un perdido.
El manos puercas , lleva los zapatos desabrochados, uno de ellos muestra un enorme agujero que a fuerza de andar y andar le han hecho una costra en la planta del pie de este tamaño. También usa un saco que de tantas puestas ya lo puedes ver que hierve de mugre. A el no le importa, saca una botella de Bacardi y se empuja unos tragos en directo. Después se limpia la boca con el dorso y continúa su camino por esas calles de Dios.


A esos de las siete de la noche hurga entre los desperdicios de los restaurantes para ver si encuentra un pedazo que comer. Después se sienta en la banqueta y espera a que llegues . Busca en un costal de poco tamaño y extrae un documento que el le llama la biblia , lee algunas frases y les dice a los que van pasando : pecadores putos arrepentíos de todas las mierdas que han esparcido por el mundo . Los pecadores pasan como si en manos puercas no existiera .


Cansado de su discurso , se recarga en una pared , lo que queda de pantalón se encuentra oliendo a miados . Ya ni siquiera tiene precaución de no mojarse , todo le da igual .
Llegas y le dices ; que hay manos puercas ¡. Pués nada mi buen, Todo sigue igual de mierda…
Te mira detenidamente para después preguntarte: ¿Y tú porque estás tan güero ? . Tu pinche madre te ha de haber bañado con leche de burra . Ja ja ja…


Luego se hace un silencio y la expresión de su rostro cambia hasta ponerse serio .
Yo alguna vez fui un payaso . Te dice y vuelve a darle un trago a la teporocha . Es que tengo cara de payaso , hasta intenté llamarme Pierrot . Pero decidí dejar todo porque descubrí que todos somos eso ,. Pinches bueyes que usamos máscaras y pintura para aparentar lo que no somos . La verdad de las cosas es que somos pura mierda .


Mira buey , lee esta biblia alguna cosa buena puedes sacar , de las palabras chingonas de Chucho . Y multiplicarás los peces , y que las putas se den por todos lados .
El manos se levanta con un cierto esfuerzo mientras le dice a su animal . Vámonos pá la verga , haber que encontramos en este mundo recabrón…..



Original de Alfredo Arrieta
Para elpueblodetierra.
México.


EL TORO BRAVO PLANTADO


EL TORO BRAVO PLANTADO.


“ Del otro lado del río , oí un torito bramar , mi suegra huele a zorrillo por no quererse bañar .
Ahí viene el toro, ahí viene el toro ¿ y ahora chula qué haremos?
Deja que venga , deja que venga que aquí lo capotearemos.

Asi dice la letra de un huapango huasteco , de las zonas campesinas del Estado de Hidalgo , ahí puedes ver a los astados echados en los pastizales , rumiado las matas verdes , mirándo los atardeceres del campo mexicano .
Todo es todo esto te podrá sonar hasta poético , lo que te digo del toro macho . Sin embargo lo de anoche y casi al filo de la negra oscuridad , me encontraba caminando por una calle que se llama Díaz Mirón allá , en la Colonia Santa María la Ribera , ese nombre se lo dieron en honor al poeta y escritor .
Dicen que este buen señor, siempre andaba con su pistola amarrada al cinturón y que por quítame estas pajas sacaba su fusca y amenazaba a cuanto pendejo se cruzaba por su vista.
Andaba pués por esos lugares mentales de la noche intensa cuando de momento pasó cercano a mí un toro cebú estilo Tabasco , de esos toros que llevan una joroba en la espalda y que sólo los muy aventados son capaces de sobársela para que les de buena suerte . El toro pasó rozándome , sentí su bufido que parecía un motor . El animal se encontraba sumamente enojado y parecía que pensaba . Creo que el motivo de su enojo era yo .
Calmado pinche buey , le dije . Si vamos de temperamento a temperamento no sabes con quién te metes . Los ojos profundos del animal me observaban como si me diera unos momentos más de vida .
Este tipo de cornudos son de los que nacen por Jonuta y son calmados así es que la mera verdad no sé porque este estaba incontrolable .
Corri con la rapidez del rayo hasta meterme en mi automóvil y pensé con seguridad que el buey dejaría de seguirme . La cosa no resultó , el buey saltó encima del carro hasta aplastarlo, luego entonces hube de salir para no morir aplastado por quinientos kilos de carne calidad exportación .
El toro comenzó a seguirme pero yo patas pá que te quiero entré en una puerta diminuta que supuse el toro no podrá librar. Llegó con la rapidez de un tren y embistió la puerta , arrancándola de cuajo como si fuera de papel lustre.
Hice lo que pude y me arrinconé pegado a los adobes , sentí otra vez el rugido de su fuerza y hasta su manera de expresarse : Bufff¡ Bufff ¡ . Un humo blanco gris escapaba de su narizota . Pasó meneándo su gran rabo que me golpeó la cara . Luego comprendí como debería sentirse una mosca .
Salí discretamente , en el fondo de esa casa se encontraba mi padre comiendo un plato de pozole verde . Me llamó para invitarme . Pero el miedo al toro no me permitió ni por asomo acercarme al licenciado .
Original de Alfredo Arrieta Ortega.
Paraelpueblodetierra
Republica de México

AÑOS 60



AÑOS 60.


Debo estar dormido , y si esto fuera del todo cierto , no sé qué carajos hago aquí. Los años sesenta no representan nada para mí . A no ser que de los pocos recuerdos que guardo en la memoria , fue cuando una vez pasé por el sur de la ciudad de México . Iba en un camión que cuando lo abordé decía que se dirigía Al Ajusco . Este es un cerro que puedes observar allá a lo lejos siempre y cuando los horizontes limpios lo permitan .


También busco en esas imágenes imprecisas a unos albañiles que colocaban unas ruedas de cemento que también decían : México 68 . Todo eso ya no existe , se escapó quién sabe a dónde . La gentes de esos años ahora son otros .


De momento te puedo platicar que estoy en esos años y envuelto en una cobija , como esas que se ponía Calzontin el de los cuentos de Rius . La verdad es que tengo un poco de frío y aunque tú no lo creas hasta en los mares del sueño el pinche inclemente nos azota .


Estoy como te dije envuelto en una cobija , las puntas se le deshilachan y una mujer que se llama Penélope parece que es mi esposa . Ella tiene unos grandes ojos de color negro , su pelo también es negro . Porta un vestido de color oscuro y como blusa lleva una que compró en las baratas de enero . En el cuello puedo percibir un collar que nada debe de valer.


Penélope me llama , usa un dedo y me hace así , lo jala para sí y en su mirada descubro que quiere que me la fornique . Yo ya estoy pasado de años y a mis casi sesenta y cinco pués no debe de esperar maravillas , además me encuentro en la modorra del sueño profundo . Penélope se coloca en la posición del perro y pretende que la pille por detrás , las pastillas de viagra las dejé olvidadas en la realidad, asi que no tengo ni siquiera una erección decente . Penélope se enfurece y busca con la mirada a unos que están tocando música de la República Dominicana . Elige al que se ve más fortachón y comienzan a bailar. Yo en mi estado de sueño pendejo sólo me concreto a ver como el musiquete la toma de la cintura y al ritmo de un merengue le baja los calzones y sin más comienza a darle para sus tunas.


Es entonces cuando me entran los corajes y no se debe olvidar nunca uno es católico , hijo de sus papás y sobre todo un macho mexicano . Luego entonces me quité la cobija , y a los dos les enseñé la verga . Ellos, todos ellos comenzaron a reír . De qué se rien les pregunté . Estos putos negros serán muy sácale punta . A Penélope la amenace con quitarle a mis siete hijos , la muy hijaeputa seguía risa y risa . Tampoco te daré dinero . Ella mostraba una cara que no le había visto nunca , estaba transformada en una auténtica piruja . El dominicano lanzó amenzas a su estilo , mientras que con una mano tocaba su trompeta . Esa , la trompeta te la puedes meter en donde te haga remolino el cuero . El negro intentó lanzarse sobre mi , pero la maldición azteca ya estaba concretada ; Toda aquella esposa que que le sea infiel al marido , al momento de coger, no podrán despegarse ni ella ni él . Así que cuando el negrito cucurumbé lo quiso hacer estaba pegado a mi esposa como si fueran dos perros . Yo por supuesto hice público el hecho , subí el video a Youtube para que todos vieran a los pecoros y alguno de los dos conservaban un gramo de decencia tendrían que salir a la calle desde ese momento cubiertos con unas máscaras así de grandes .



Original de Alfredo Arrieta.
Para el pueblodetierra.
MEXICO.


BALDIO



BALDIO.

Seguramente fue un amanecer de julio de 1930 que mis abuelos llegaron a esta ciudad . En las pláticas de sobre mesa y mientras devoro fresa tras fresa y abajo duerme tu perro bob , estos son versos de Don Manuel Gutierrez Nájera , mi abuela decía que tuvieron la necesidad de comprar casa debido a que los alquileres se encontraban por arriba de los cielos . Así que juntos y en sociedad adquirieron un terreno de 1440 metros cuadrados . Este lo dividieron por la mitad . Una parte la compró un General que nunca supe su nombre . Ya con la tierra en sus manos procedieron a construir dos casas . Estas se encontraban frente a frente . La de mis abuelos quedó de espaldas al sol , la otra miraba los destellos del astro todas las mañanas . Pero a pesar de su ubicación siempre la conocí como una casa sombría .


Yo viví en esta casa durante los años setenta , en donde se podía vivir , éramos seres ordenados claro hasta que murió mi abuela .

Debieron de llegar maestros constructores , albañiles capacitados que hacían los muros de un ancho que era imposible que los temblores por muy mercallis que fueran no les hacían ni rasguños siquiera .

Hubo de ser un tiempo en dónde llegaron mis consanguíneos a habitarla . La imagino lustrosa , con sus pisos barnizados, sus muros blancos , su patio rojo , y las variedades florales que mi abuela gustaba . Tenía geranios , helechos , árboles de bugambilias , árboles de pirul , alcatraces y otros más .

Más tarde en otros tiempos la casa fue a la deriva , navegaba entre el espacio de los sueños , y en ella iba yo , me hacía acompañar por mi siempre fiel guitarra , aquella que tocaba echado sobre el patio mientras la luz de las cuatro de la tarde caía a plomo sombre mi pelo , aún no tenía canas , y recuerdo como si fuera ayer que intentaban cantar aquel poema de amor de Joan Manuel : “ Mi dulce placer mi sueño de ayer mi equipaje , mi tibio rincón mi mejor canción mi paisaje…”
Toda eso ya se encuentra en el olvido , y en los pensamientos de muy pocos .


Llegó una tarde y vi asombrado como al lugar llegaron máquinas que derrumbaron los muros , arrancaron los techos, quitaron las rejas , arrasaron con todo lo que fui . Los miraba pero sin llorar . Un hombre se aproximo y me dijo que se llamaba Víctor y que estaba encargado de limpiar el terreno. Me coloqué sobre unos tabiques y contemplé la destrucción , el sentimiento debió muy parecido al que tuvo la raza Azteca cuando los españoles arrasaron con la Gran Tenochtitlán .


Caí en sueño profundo mi casa volaba , es posible que su viaje llegara a Saturno , pero no , únicamente estaba en mis sueños, y que en realidad no eran nada .


Me dijo Víctor que el terreno ya estaba descubierto no había ni siquiera una mata de maíz , nada . Llegó también un caballo, cruzó por el terreno y paso en sus andar lento .
Por la parte poniente vi venir a mi abuela , se acercó y me hizo una caricia en el cachete , me decía también que nada de lo que ahí había importaba, ya estoy liberada de esas materias . Tú también debes de hacerlo . Me levanté del sitio , tome una pequeña maleta y eché a andar a otros lugares….

Original de Alfredo Arrieta

Para elpueblodetierra.


MEXICO

99 POR CIEN O EL INCONCLUSO



99 POR CIEN O EL INCONCLUSO .

Son las tres de la mañana y mi radio no funciona y no es que la electrónica haya chafeado o que la marca no sea de las mencionadas , esos no importa , lo que sucede es que cada uno de los objetos que he tocado a través de mi vida nunca funcionaron al cien por ciento .
Además de que yo también en lo personal y casi desde que llegué , nunca terminé nada de nada . Todo lo he dejado inconcluso .
Cuando tuve la necesidad de salir por la cavidad de mi madre me resistí tanto , a salir , y esta necedad no era así porque sí. La verdad es que debía de haber haber llegado al máximo de meses dentro del líquido de mi jefa . Dicen que aún le faltaban unas semanas , pero yo en mi necedad dispuse que ya era hora hora. Y no me importó que las neuronas , o que el dedo se formaran . Había que salir y salí .
Luego estuve en mil situaciones de las que si te platico no me lo vas a creer . Alguna de las que más risa me causan y a la vez que asoma en mí algún rubor , fue cuando me llevaron junto con otros 40 infantes a un aeropuerto y en lugar de acudir al baño de la mano de mi mamá , por más que trataba de contenerme , tuve un derrame de orines de los cuales aún me avergüenzo .
Después tomé algunas platicas para que pudiera hacer mi primera comunión y cuando estaba a punto de terminar las lecturas y vestirme de blanco , me escapé por una barda y nunca me paré enfrente de un cura . El razonamiento que traia en la cabeza era que yo no podía mostrarle mis pecados a un hombre de sotanas .
Luego tuve una novia que se llamaba Africa . Ella me decía constantemente que si la amaba , yo procedía a poner mis ojos de borrego y le decía que si. Te quiero al cien por cien , pero la verdad de las cosas y dadas mis manías no me inspiraba mas que a tomarle la mano.
Cuando tenia en mis manos y a la vista alguna película de de las que dirigía Sam Pekimpah , sí , de esas de vaqueros en donde Peter Fonda era un cabrón , me salía apresuradamente del cine y en las cavilaciones de la mente procedía a continuar la película a mi modo y a mi manera . Ya no me interesaba si Fonda moría de un balazo en plena calle .
Cuando fui a la escuela nunca pasé un examen de nada . Leia las preguntas y hacia todo lo posible por contestar de la peor manera . A mi no me provocaba recibir diplomas ni títulos ni ninguno de esos pendejos papeles . Es posible que dadas estas conductas el fracaso siempre lo haya llevado como uno de esos sacos viejos que nunca me quito , ¿ pero qué le voy a hacer? .
Una vez comencé a construir una barda , acudí a una ladrillera y compré dos millares , bueno la verdad como no me gustan los números absolutos le pedí al expendedor que pusiera en un camión 1999 tabiques rojos .
Llegué a un terreno que poseía por los rumbos de Tacubaya y procedí a limpiar el área . Usé una escoba nueva a la que le arranqué 99 popotillos , barrí los metros de tierra y dejé concientemente un área que hacia punta de estrella .
No quise utilizar ningún plano ni máquina constructora . Procedí a levantar el muro y cuando estaba por terminar comencé a destruir todo .
Años más tarde estuve a punto de matar a un perro , Me dieron un rifle calibre 22 con dos balas por disparar . Le apunté al animal que a punto estaba del mal de la hidrofobia , le propiné un chingadazo de fuego y el otro disparo lo hice al aire , matando con todo esto a un pájaro furtivo de los que iban pasando y que según su especie le llaman vencejo .
Luego lo vi caer y me acordé del significado de Cuauthémoc ; águila que cae…
Corrí en su busca después de tirar el rifle . Lo tomé con ambas manos y con estas cavé su tumba . Introduje su cuerpecito pero no lo sepulté completamente , dejé la cabeza afuera porque como ya te dije a mi siempre me provocó el dejar las cosas inconclusas . Así que en mi presencia llegó un perro , arrancó de una tarascada la cabeza del pájaro y la tragó de una sola vez .
El puto perro enfermó según me dijo su dueño al grado que le tuvieron que abrir el estómago .
Cuando me toca la hora de comer y me acercan las tortillas siempre les quito el exceso de su derredor , de los platillos siempre les quito el sobrante y nunca tolero que los servilleteros contengan más de 99 papeles .
También me gustaron las canciones y me cagaba de risa cuando me podían escuchar y cuando me encontraba en la parte del corrido de Juan Charrasqueado lo interrumpía en la parte esa que dice : Voy a contarles un corrido muy mentado lo que ha pasado allá en la hacienda de la….. Y Todos se quedaban en ascuas porque los muy pendejos nunca tuvieron la voluntad para aprender literatura….

Ahora que han pasado los años y me encuentro en la cumbre utilizo estas experiencias del pasado y vieras como me dan resultado .
Primero llegó con los ciudadanos y les digo que primero ellos , les digo que estoy trabajando por y para la comunidad y ellos con sus caras de que todo lo creen me dan su aceptación .
Ahora estoy feliz pero inconcluso , les tengo la ciudad echa una mierda y hasta me agrada ver de incógnito las mentadas de madre que me llevo cuando los involucro en unos embotellamientos espantosos . Es posible que cuando menos lo esperen les aviento el arpa Ja ja ja , y que se jodan , mientras me sigan aplaudiendo yo los sigo extorsionando…

Original de Alfredo Arrieta O.
México.

SANTIAGO


SANTIAGO..

Ya vamos avanzando a lo que será una nueva vida , un nuevo tiempo , en donde no esté prohibido nada , en donde las reglas no tengan que ser utilizadas . Vivimos o estamos cerca de un nuevo contrato de la sociedad en donde ninguno tenga hambre, donde nadie robe , mate , extorsione . Donde ningún hombre en lo posible tenga hambre de nada . Todo estará satisfecho , nadie andará por las calles desarrapado, ni ninguno carecerá de educación . Incluso los perros ladrarán con suavidad , el insulto será desterrado , la clase política será decente , todos pagaremos impuestos , si enfermas podrás acudir al hospital más cercano porque todos tendrán derecho a la salud . Los Sindicatos con sus líderes infames serán cosa de otros tiempos . No habrá droga alguna , los niños estarán felices , e incluso los albañiles podrán habitar las casas que cosntruyen .
Esto es posible, gracias a los caminos que te conducen al sueño de la eternidad , a la puerta de esa posible dicha .
Como si fuera una película , de pronto descubrí que me encontraba en la ciudad de Santiago de Chile , era una ciudad de ultra futuro , de pronto me vi ahí , caminé por sus calles limpias, estaban estas calles un un tono entre verde y lima . Lucían impecablemente limpias , las personas que por ellas transitaban , también eran pulcras . Me incorporé al ritmo de los pasos de estas personas y mire una puerta de caoba fina , busqué el baño y me dirigi a mear a chorros , eran unas ganas infinitas de vaciar la vejiga . Después de lavarme las manos , acudí a una tienda de vinos en donde una señora de cabello rubio y enfundada en una bata roja me mostraba una enorme botella alargada que según decía era el mejor vino que producía el país chileno.
Pagué por este y en un apartado de ese establecimiento procedí a abrir mi botella y a la manera de Toti Soler, decidí darle mate. Lo bebí despacio y logré acabarme un poco más de la mitad . En esas estaba yo casi bebido , había en mí una euforia que por momentos me salió lo mexicano y ya muy pero muy borracho comencé a gritar : ¡ Viva México jijos de la chingada ¡. No lo hubiera hecho . Entraron unos polícias que por allá les dicen carabineros . ¿ Qué les pasa cabrones ?, yo soy de la tierra de Emiliano Zapata y si les parece poco también de Pancho Villa. Estos milicos no entendieron razón alguna . ¿ Les basta con Pedro Infante ?. ¿ O con Luis Echeverría ?. Entonces comprendí que en este país civilizado mis argumentos de nada valían .
Más tarde pagué una multa por injuriar a las personas .Me refugié en un parque en donde había un monumento a Víctor Jara , leí la placa , fume un cigarro , abrí una puerta y me regresé por las mismas calle .

Original de Alfredo Arrieta Ortega

Para elpueblodetierra

República de México.



UN TREN DE MADERA


UN TREN DE MADERA.


Juan Rulfo

Aquí estoy nuevamente de pie, y me encuentro frente a este árbol que se cae de viejo. Y se encuentra de esa manera porque han pasado ya muchos días desde que aquella mañana de 1962 , me llevaron en una especie de clase botánica a plantar las semillas de ese roble . Llegamos como unos cuarenta chiquillos y bajamos del autobús siempre presurosos , el agujero para el árbol estaba por hacerse . Tomé una pala y comencé a cavar , una astilla de la pala me sangró , detuve mi labor y comencé a chupar ni propia hemoglobina. Mi maestra que se llamaba Martha , portaba un vestido floreado que muchas veces llevaba , no sé si porque era la única prenda o era el que más le gustaba.

Martha nos dijo a los demás que arojáramos las semillas y que si teníamos suerte en los años futuros veríamos un enorme árbol que nos daría sombra .
Aquí estoy nuevamente y me reconforta que yo soy uno de esos retoños de ese gran árbol .

Me acerco y veo que unos de sus brazos está caído como gigante vencido. Examino la rama y llega a un lado mío un indigente y me lo pide para hacer una fogata. ¡ Vete de aquí le grito y gruño con la intención de golpearlo si no me obedece . El se aleja y le digo al árbol , a mí árbol que no debe preocupar, que yo mismo haré un tren con su propia rama .

En mi casa procedo a buscar la herramienta necesaria para la elaboración de esta obra y sólo me encuentro un formón , una lija , cuatro clavos , un frasco de pegamento , un martillo oxidado , un serrucho para manualidades pequeñas y ya esta .

Procedo a pelarlo , no llevo prisa , lo raspo y lo raspo , y para pasar el rato canto una canción de los años 70 : Quédate sentada en dónde estás hasta el final de la canción como si nada , soy como un contrato que se archiva una noche de debut y despedida “

Debo decirles que ya tengo un plan previo , primero hice un esbozo en unos cartones y ya sabía como sería mi tren terminado .
Corté la rama en cuatro secciones y a medida que la cortaba , la rama quedaba intacta . Era como si creciera ella sola , no sé bien a bien a que se deba esto pero una sola rama me sirvió para elaborar mi tren .

Después que lo hube de terminar , procedo a construir la vía , será una vía lenta , lenta , porque ahora las pinches gentes todo lo quieren rápido , al instante , que sea fugaz , que nada dure . Esta no , será una vía lenta , y pretendo que tardaré en construirla como unos setecientos cincuenta y cuatro años en terminarla . Usted llegará a la estación y ahí justamente se dará cuenta de la lentitud , traca que traca que traca que traca . Para venderle el boleto tendrá que estar en la lista de espera que por lo general tarda el tiempo en que usted empieza a ser un bisoño joven con esbozos de bigote hasta que se le pone cano. Será un tren muy grande y como yo nunca fallo y siempre estoy al pendiente , considero que usaré en aproximación unos dos millones de durmientes . Estos los traeré uno por uno de las costas africanas . Llegaré a esos sitios recónditos , iré a los bosques , y yo mismo procederé a su corte , estos deberán ser precisos para demostrar con esto que no soy un contructor o un carpintero improvisado Como ya llevo las medidas exactas , lo embarcaré hacia América Latina , y deberá entrar este palo mayor por la zona de Veracruz , y esto porque ahí le voy a dar un baño de chapopote o alquitrán para evitar que las polillas hagan presa de él y además esto permitirá que cuando le coloque las vías metálicas lo pueda hacer con una facilidad que cuando le ponga los clavos penetren sin dificultades . Después habré de acudir a la fragua del hierro para elaborar los rieles . Estos tendrán una duración de cientos y cientos de años , y esto es por que usaré metales de diversas combinaciones , haré algunas aleaciones y si tú te comprometes comprobarás que hasta unos ciertos gramos de oro llevarán . El oro permitirá que el tren con sus ruedas se pueda deslizar lentamente como a mí me gusta que avancen despacito , sin prisa alguna , hasta que puedas leer todos los periódicos publicados en todas las épocas .

También haré algunas pruebas con mi tren para determinar que tipo de combustible usaré . Unos traficantes de petróleo se han puesto en contacto conmigo para venderme un tipo de petróleo de Coatzacoalcos que ellos compran a su vez a unos sinverguenzas que trabajan en Pemex y que se hacen de la vista gorda para evitar que este producto se pueda contabilizar.

Ellos llegan por las noches y lo extraen , nadie se da cuenta y todos saben . El robo es perfecto , nada falla . Ellos me lo ofrecen y yo lo compro , para eso tengo dinero , y tú podrás pensar que es un dinero ilegal salido de las cloacas del poder ; pués no , mi abuelo que era un funcionario de la época de Don Porfirio lo recibió justamente por sus méritos y la patria orgullosa le pagó sus apoyos con grandes extensiones de tierra , unos latifundios que nadie ignora , él , mi abuelo le gustaba jactarse de sus tierras con todos , se frotaba sus bigotes blancos y largos y les decía : Miren , miren , estas tierritas no se las acaban ni caminandolas un mes completo . Mi abuelo tuvo muchos aciertos en la vida , uno de los mejores fue cuando decidió que el vigesimo primero de sus nietos haya llegado a este mundo , le serían entregadas estas posesiones y resultó que yo fui ese nieto . Esa es la causa de mi fortuna . Mi abuelo murió hace mucho , alguno resentido con sus mofas le clavo un cuchillo así de este tamaño , lo enterró profundo hasta tocar con hueso . ¡ Hijo de puta ¡ exclamó mi abuelo al mismo tiempo que se tocaba el pecho debido al profundo dolor que sentía digo yo.


alfredoarrieta@terra.com.mx
gatodelperro2000@yahoo.com.mx
México.

SERRAT EN LOS 70




SERRAT EN LOS 70



Ahora que me encuentro con esta fotografía de Joan Manuel Serrat, me hace recordar sin duda aquellos años transcurridos . En donde mi abuelita Camerina Corral Vda de Arrieta hacía las veces de mamá adoptiva . De cuando a mis edades tempranas me echaba sobre un camastro a leer aquella revista Siempre que dirigía José Pagé Llergo. O aquella que se llamaba Por Esto , en donde aún tengo frescas las imágenes de oficinas quemadas de diarios rebeldes y contestarios , y periodistas muertos por hablar de más , o también cuando miré desde un autobús como los tanques militares allanaban los terrenos del Insitituto Politécnico Nacional en El Casco de Santo Tomás , cercano a Santa María la Ribera . O esa tarde que se abrió la puerta doble de la sala de mi casa y entró mi tío Lalo con la cara desencajada y los huevos hasta el suelo . De cuando Camerina le preguntó a su literato hijo ¿ que que chingados le había pasado ?. La respuesta fue temblorosa ; ¡ Nos dieron en la madre ¡ , cuando el ejército mexicano tomó la brillante idea de usar sus tanques, rifles , balas y ametralladoras en contra de la población civil : La noche de Taltelolco . O también porque no , de mis caracajadas espontáneas cuando leía la familia Burrón , de las peripecias que hacía Borola Tacuche , la flaca admirable emancipadora de todas las mujeres de México o bien de mis lecturas a escondidas de aquella revista de viejas encueradas que se llamaba Caballero.

En esas estaba en el regocijo que puede dar la lectura de teveos como le dicen en España , cuando mi abuela desalmada entraba súbitamente y me decía a boca de jarro que a ella le molestaba la gente entelerida. ¡ pónte a hacer algo recabrón ¡.
Mi respuesta siempre fue certera : ¡ estoy haciendo algo ¡ . ¿ No ves que estoy leyendo?.
Cuando hacíamos las paces le decía que sí lavaba los patios me podría prestar su radio de onda corta.. Ella complaciente acudía a su habitación y bajo doble llave sacaba el apreciado aparato . Allí , descubrí que un tipo cantaba que una muchacha era menuda como un soplo y que tenía el pelo marrón , o que un insolente le decía a su suegra que recordara que ella también tuvo las carnes firmes y que él era sólo un soñador de pelo largo . Por cierto que hasta estos días , 35 años después de esta historia , aún no he podido descifrar que quería decir aquello de que cuando se abre una flor , al olor de la flor , se le olvida la flor .

En México la oferta de las radios comerciales siempre se han destacado por programar una serie de basuras musicales . Recuerdo infinidad de grupos y cantantes que sólos sucumbieron , fueron aplastados como ahora lo hacen con los discos piratas . Les pasan una aplanadora y los van destruyéndo por miles .

Por aquellos tiempos , llegaban una serie de artistas de toda índole . De la Argentina venía Sandro de América , un joven narizón que bamboleaba las caderas mientras cantaba : Ese es mi amigo el puma , y los aficionados a la música chatarra quedaban impactados porque ni siquiera Elvis era capaz de moverse de esa manera . También nos bombardeaban con la música del imperio , algunos eran en verdad atroces . Pero aquí cabe destacar que también hacía aire y lo mismo podías escuchar a un tal Napoleón pujar una canción , o padecer las musitaciones de Angélica María con las aberraciones de Manzanero .

El mundo giraba y giraba , y de los aviones bajaba Alberto Cortéz , que venía a dar largas temporadas al Patio , un centro nocturno que estaba en la calle de Atenas , atrás de la Secretaría de gobernación y que hoy se encuentra en el abandono.
Todavía no se sabía de su gran obra , desconocíamos a Teté Montolui , a Luis Llach , mucho menos nos importaba saber que hacía Chico Buarque o el gran Caetano allá por los lares del Brasil . .
Aquí lo que privaba era la canción de usar y tirar : Había unos que se llamaban los pasteles verdes , auténtico vómito , estaban también otros que se llamaban Los Yaqui , que cantaban una diarrea que decía : Pípipapapopopo , miren a la puerta ya llegó ; diablo con vestido , diablo con vestido azul . O aquella joya : Reynalda , Reynalda , ya quítate tu minifalda , que cuando bailas a gogó , gogó , se te mira hasta la espalda .


Pero como siempre habrá algo que te haga descubrir la verdad , o por lo menos una verdad más amable , llegó Serrat a nuestros conocimientos y se fue incrustándo en nuestros oídos hasta dejarnos con ese sabor de agrado , con su vocesita temblorosa y sus zapatos llenos de polvo. El mismo ha comentado que su primera presentación en México la hizo en la Sala Chopin allá por la colonia Roma .

Y llegó para quedarse entre nosotros , con sus armonías bien elaboradas , con aquellas letras que nos impactaron , incluso a los que no éramos de su generación. Porque a quién más se le pudo ocurrir aquello de que la mujer que él quiere no necesita deshojar cada noche una margarita , o qué escondido entre las cañas ( cervezas ) duerme su primer amor , y que incluso lleva su luz y su olor por dónde quiera que vaya .


Serrat se convirtió en un compañero de dónde él mismo era compañero , no había reunión en dónde algún desafinado quisiera entonar que hace algún tiempo en ese lugar se oyó la voz de un poeta cantar , o que algunos advenedizos de la época se conviertieran en copias tales que , hasta las maneras de comportarse en los escenarios le copiaban . Otros se decían mejores que Juanito y a decir verdad quién podría tener una novia morena que abriera a la luna los sentidos , o que anduviera muchos caminos a lomos de mula vieja , o que tuviera un gato, peludo funámbulo y necio ..

Quién más que él , aunque todos nos hayamos subido a un carrusel , a ninguno le pasó por la mente seguir la senda de los niños , enfundarse en los pantalones largos de su hermano, y fumar la primera bocanada de humo americano..Solo a él .

El paso de Serrat por toda la América latina fue y es una especie de evangelización que no ha ido dando incluso sin que nosotros nos hayamos dado cuenta , gracias a él , muchos se acercaron a la poesía , se volvieron lectores y analíticos y supo llegarnos a los sentimientos que hacen que lloremos cuando nadie nos ve , o cuando perdemos el rumbo para regresar a la casa de nuestra infancia , nos logra recordar que los padres nos dejan sus herencias y nos marcan un sendero . Serrat ha sido el noble instructor de lo que bien a bien debe ser un humano : Honrado , legal , sencillo y sobre todo buena gente . Porque tal y como están las cosas en este mundo donde todo es ruindad y patraña según decía el apreciado maesto Yupanqui , pocas personas logran ser de esta estatura .

Esos años del ayer ya no regresarán jamás . Esas gentes de esos tiempos ahora se encuentran calvos, con nietos , muchos otros han desaparecido de esta tierra , pero todas esas personas tuvieron la fortuna de saber que una sola voz y una sola guitarra eran capaces de despertar las mejores emociones , yo mismo lo pude comprobar tanto en las regiones urbanas como rurales de este país , al mencionar una canción del estimado amigo la gente de inmediato conectaba con ese pensamiento cuando externa una frase despectiva a los macarras de la moral : Si no fuesen tan temibles nos darían risa . Llama a la reflexión , O cuando menciona sin caer en vulgaridades la alcancía carmesí que le gusta tanto ; a mí también , o el desprecio de la familia cuando descubren que la mujer que vive con él lo engaña como a un chino .

Serrat es como ese viejo caimán de su canción que con un ojo abierto vigila lo que ocurre , el entorno a veces absurdo , a veces tremendo , insolidario ..

Serrat nos dió mucho a los mexicanos , aprendimos a no deblegarnos por el poder , y sobre todo aprendimos que los nombres saben a hierba , y que debemos ser observadores del entorno hasta convertirnos en notarios de lo que acontece .



Original de Alfredo Arrieta Ortega.
Fotos : cortesía de Pere Mas i Pascual.
Gatodelperro2000@yahoo.com.mx
alfredoarrieta@terra.com.mx
México.
19 de abril de 2006.

SERRAT EL VELL


EL VELL


Cuántos años han pasado desde que salí de mi casa , huyéndo en la desesperacíon que da el miedo.
Esa mañana de 1969, mi mamá entró a mi habitación que no era otra cosa que una barraca de láminas de cartón por techo, atravesada por unos palos que hacían las veces de hamacas de las arañas.

Mi mamá entró a mi habitación para despertarme, me movió con fuerza para decirme que era hora de levantarme, y salir a trabajar. Recuerdo casi como si fuera hoy mismo que acababa de terminar la escuela elemental, el sexto grado y aún tengo un amarillento diploma en donde me lamo los pelos por la abundante gomina y mi carita de anglosajón que no encajaba con los demás por ser ellos prietos de piel y ojos cafés. Los míos son verdes.

Ella, mi madre ni siquiera estaba entusiasmada de que yo haya terminado la escuela con estupendas calificaciones; en todos los renglones se observan altivos, espectaculares seis, seis por todos lados.
Después de quitarme las cobijas, escuchó mis quejidos, parecía un gatito desamparado, miau-miau, me duele la espalda, le decía , ay¡ mi espalda y mi lamento se escuchaba en verdad lastimero. Ella con un poco de piedad para el que sufre le decía a su desalmado marido que yo no podía acompañarlo al trabajo.
Apenas descubría el sol, y el hombre se largaba refunfuñando. Me levantaba disimuladamente, y al poco rato ya me encontraba jugando al fut-bol, dando patadas por aquí y por allá.

Pero como todo pasa y todo queda, se llegó el día que la esclavitud me atrapó. Volví a la necesidad de comer tres veces para estar nutrido. A las cinco de la mañana, escuchaba a lo lejos los llamados del triste ferrocarril que indicaba que había que trabajar.
Mis doce años los utilicé en subirme a un camión de pasajeros de segunda, que en su anuncio decía “ Ajusco”, que no es otra cosa que una montaña situada al sur de la ciudad de México.. Este recorría la calzada de Tlalpan, y en su cansado trayecto permitía escudriñar los letreros de todos los negocios, así aprendí a leer.

Este trabajo que te explico, era monótono, no era precisamente un albañil, pero daba trazas de que asi era . Llegaba a las construcciones, esas en las que después se llamó Villa Coapa. Cruzaba una zona de plantaciones de maíz, y aún recuerdo que un señor vendía relojes de Corea que los podías usar hasta que se les acababa su pila de cinco voltios.

Me introducía a las construción y comenzaba a quitarme la ropa limpia, o en su defecto encima de los pantalones pulcros me ponía los usados para la faena. Sin decir nada más, buscaba los botes para llevar agua, colocaba un madero sobre mis espaldas y a la manera de los nazarenos de San Luis acudía a la toma y procedía a llenarlos a medias. Yo pesaba menos de treinta kilos, por eso meditaba sobre lo que podía cargar. Esa tarea era de todo el día, sube y baja, del aguaje al tinaco, del tinaco al aguaje. Una vez me tocó calentar la comida en un fogón, pero al llegar a él, descubrí que otros de igual forma calentaban su comida. En eso estaba cuando una piedra de yeso pegó en mi espalda, me hizo llorar y el coraje se apoderó de mí cuando descubrí que mi verdugo , el esposo de mi madre me insultaba expeliendo ajos y cebollas.

Me salí a la calle apresuradamente, con pasos de potro bravo y comencé a deambular por las calles de México. Anduve por la zona de las putas, que me veían con ojos de lástima y ni siquiera se atrevían a proponer nada más.
Caminé y caminé. Después en las vías del ferrocarril, que nunca se me olvida, daba un paso y daba el otro, un dos tres, un dos tres y todo daba igual.

Los durmientes viejos pués fueron colocados durante la época del dictador Porfirio caminaban al mismo tiempo que yo mientras cantaba: Pajarillo pardo en la carrera de San Bernardo quedó tu nido seco y vació quizá algún niño ya lo robó....

Esa debió ser una de las primeras veces que deambuló por mi cabeza las primeras líneas del pensamiento de Joan Manuel Serrat. Como un gorrión , después le escuché al mismo Serrat platicar cual fue la motivación que le hizo componer tan bella canción.

Más adelante, llegué a la casa de mi abuela quién me reconfortó dándome un café con leche, y proponiédose escuchar lo que yo tenía que decirle. Le hablé de mis penurias, de mi falta de alimento, nunca estrené un zapato, menos una camisa. Ella comprendió mis pesares y me acomodó en un catre de lona, aún recuerdo el color naranja. Dormía a placer, para después levantarme y acompañar a Camerina al mercado del abasto.

A mí me atraía la canción de Europa y especialmente de España, así que le pedía a mi santa abuela su viejo radio de onda corta y escuchaba esas voces que decían mil cosas, pero no era lo mismo escuchar a la faraona que al muy joven Joan Manuel. Debe haber sido por octubre especialmente que supe descubrir que nadie en la canción había impactado mi mente infantil, creo que estaba hasta los huevos de escuchar las mismas estupideces: “ Una noche de luna debajo de la cama salía un diablito loco tocando la guitarra que gritaba y decía dónde diablos la guitarra se quedó”.
Serrat . me ha acompañado, desde aquellos años de chamaco, hasta casi mis cincuenta años, y lo sigo escuchando con la misma emoción, de cuando me paraba en los espejos y me sentía catalán. Lo sigo escuchando y hoy por hoy vengo a descubrir incluso nuevos sonidos en los discos de siempre. No se si será necedad pero cuando escucho Helena siempre encuentro algo nuevo, a pesar de que la he escuchado cientos de veces.
Ahora al paso de los lustros, Serrat me recuerda a su propia canción del vell, ese que tomaba hierbas medicinales de recetas de herbolari, lo veo cansado, igual que estoy yo. Lo veo hasta sabio recitando viejas coplas, como un trovador exprimentado que nos sigue acompañando hasta que duremos vivos, hasta que el pellejo resista.

Original de Alfredo Arrieta Ortega.
5 de enero de 2005
Material de archivo de Alfredo Arrieta Ortega.
México.
alfredoarrieta@terra.com.mx
gatodelperro2000@yahoo.com.mx

QUE NO DIGA ADIOS PARA SIEMPRE



QUE NO DIGA ADIOS PARA SIEMPRE.


Por Alfredo Arrieta Ortega.


“ El cantor de la flor en la boca “ como lo llama Enrique Estràzulas o como lo definirìa otra paisano suyo : Roberto Darvin: refugio de los amigos, navegantes y andariegos, hermanador de las copla bebedor de vino lento .”
Regresa a la geografía màs adyacente a su patria, quiere espiarla a fondo, sentirla sin que se le escurra entre las manos y se disipe por los rincones ocultos de sus pensamientos.

Ejecutarà su oficio lo que aprendiò “ el del trueno estrepitoso “, el del musitar las palabras penetrantes y extraerle a la amante guitarra, rasguidos dobles, candombes, gatos, chamarritas o milongas.

El hombre busca horizontes que lo comprendan y que asimilen el canto desde sus raìces.
Cuando no sabìa quièn era Zitarrosa lo escuchè en Radio Educación. Imaginè a un hombre robusto situado a las màrgenes de un rìo y comunicàndose con el medio rural de cualquier punto de nuestra Amèrica.

Es recomendable vagar “ cual casi todo perro popular”, por pueblos y villas por ciudades inmutables e insensibles al entendimiento.

Con Zitarrosa se puede descubrir el embeleso armònico de las guitarras y adentrarse en el ìntimo contacto de la cabal expresión popular, lo mismo te cuestiona a la patria o te plantea el rechazo social y los sufrimientos de Sthefanie la hermosa meretriz de labio rojo o retoma el candente tema polìtico, y le da el toque preciso, la palabra justa.

Deja Mèxico màs no lo olvida, lo siente como algo suyo. Se lleva el polvo de sus calles y los aplausos del temperamental pùblico, su reducido pùblico.

Yo lo he visto cantar con el corazòn; recubierto con ese traje negro tan pasado de moda y lo he visto alzar los brazos y arrojarlos hacia delante como un reclamo para recordarle al que se va “ que no debe olvidarse del pago, y esto es exactamente lo que le exigimos los que estamos àvidos de lograr- aunque sea un poco- la uniòn Latinoamericana.

Zitarrosa debe tener siempre que por màs lejos que se vaya, màs se tiene que acordar del pùblico azteca. Esperamos que este adiòs no sea para siempre que ya es decir.


Material de archivo de ALFREDO ARRIETA ORTEGA.
MEXICO.
FUENTE. UNO MAS UNO, se publicò probablemente en 1986.
alfredoarrieta@terra.com.mx

MAS DE MIL AÑOS






Más de mil años


Joel Peter Witkin

A quién se le puede ocurrrir el invento de las letras, los signos jeroglíficos , las señas de humo , el significante y el significado , la tecnología de la computadora , el habla como lenguaje , las miradas de ojos , las caricias del beso , la heredad del fuego , la televisión y sus labios ausentes de la escritura.

Envio por las ventanas la música de las guitarras , la serenata cerca de las macetas y el relincho impaciente del caballo.

Para qué quiero comunicarme con sus juventudes , se marchó sólo y apenado por las verdes tardes , esmeraldas , por el mayo de mis amores , por el viento alborotado las faldas.

Malogrado de angustia ante la gente , no tengo hueso sano , no recuerdo la pena que me causas . Con mi propio canto debo sumergirme por aquellos oceános poblados de carne , por ríos humanos , azules , para perderme por los segundos de la ezquizofrenia mezclarme entre el estiércol de las vacas para sentirme en la vida , como en la guerra. Perderme aunque no sepa contar mis años que tan hartos de sal me han ungido .


Perderme entre los golpes de violín y en todas las formas habitables que existen hoy en día ; hoy en noche para entablar la charla de su cuerpo ido , con sus ojos declarando y en su rosa garganta emitiendo acentos que me deben parecer de sombra .


Joel Peter Witkin

Para usted en lo especial estaré siempre que me lo pida , y lo debo estar porque sin saber , le he entregado suficiente amor; la llevaré justo a aquél lugar de mis recuerdos dónde solíamos contarnos pequeños temas asesinados :

La letra impresa no me sirve para el diálogo , no aprendió a leer . Sus ojos cafés ; mis ojos , no vieron la luz de la vida .
La música de Schubert no llega al yunque , martillo y estribo; está sorda.

La única impresión que me da , es que desde ahora estamos separados por aquellos sentimientos que deben escapar por las noches , Pero hoy esas falsas interpretaciones de lo que llamamos ocasión falsa ha sucumbido , es más ; ya no deseo siquiera comparta el momento del viaje con ácido lisérgico para volar en globo y escupir desde aquella altura al capitalismo .

La decepción ha sido mucha , ya no es interesante besarle el atrevido sexo ni el rock al penetrar por mis oídos.

En ocasiones llamaba de larga distancia ; por operadora , para decirle estupideces , minuto a minuto , cabalga mi pensamiento en potro blanco , pegaso griego . Soñaba como imbécil el día que compartiera la sábana blanca , y resulta que después de amarle se encontraba borracha , ocasionando un asco contemporáneo .

Saqué el puñal de obsidiana para hundirlo repetidamente a pesar de mi amor , entre su vientre y el monte de venus .
Ya muerta , supuse que desde ahora sí estaría aislado por completo de los medios de comunicación , pero no sirven para hablarle . Por eso en la soledad de este cuarto de hotel , con letras malgastadas , charlé sin que vuelva a interrumpir cuando yo pretenda hablar con su fotografía .

Enciendo un cigarrillo y despreocupadamente suelto ruedas de humo . Intenté marcar por teléfono para que el par de policías llegaran y precedieran a detenerme , a golpearme por el horrible acto.

Colgué , y procedí a jugar con la sangre esparcida en los mosaicos , con los dedos dibujé y escribí su nombre ; Mar ; mar..

Aquella Mar que conocí por azares del destino , para que en unos momentos ya platicara con ella lo indispensable. ¿ Cómo se llama? ¿ Qué hace ?

Mar era graciosa , lo supe desde el primer momento , me gustaba , me atraía esa pose de seriedad que caracterizaba su buen gusto .

No, ella no me dijo que le prohibian hablar con desconocidos.
Seguí frecuentandola , poseia una habilidad pasmosa para hablar.

Me contagiaba sus ganas de vivir.
Mi amor por ella es algo que no me explico.

Pero el destino inició su fase de destrucción , porque Mar se volvió seca , árida , como el desierto de California.

De la primera vez que me la cogí , en el marco de estas paredes , con el bicolor de sus labios , procedí a marcar en el espejo el número de orgasmos ; no me quedó espacio para reflexiones .

Un día me dejó el recuerdo de cicatrices y amargos resentimientos .
La calle y el viento esparcían el olor de esa mujer , a quién le encantan los perfumes , el vino y las guitarras .

Se me afiguraba que para mí , los días eran domingos . Sin embargo me descubro viejo para saber que hace mucho que ya lo soy.

Ella me fue absorbiendo el coco mientras más lejos se fuera sería mejor , pero Mar estaba en mi mente , como esta la religión de Dios , como esta la música .

Más de mil años enamorado de mar , del hijo que nunca me dio , de aquél que alimentó con sus senos , de aquel a quién le dio agua con las manos , de sus flores .


Joel Peter Witkin

Eramos vientos diferentes , con guerras y lenguas distintas , ella era plata griega ; yo loco perdido . Su herencia cristiana la llevaba a través de mi sangre ibérica . El camino del mar era de Mar , al igual que los peces , los asnos y las mulas . Todo era de su propiedad , los traidores , los campos , todo , la cítara ,la embelesada música de Alemania.

Mil años formó parte de su raza ; pero derrotó mi sangre y las ganas que tenía de trabajar ; de pensar para ella .

Sus manos eran trabajadoras , amasaba los días dandoles forma , dulcemente acariciaba los corazones .

Pero Mar dejó oscuras lágrimas en mi persona , su dictadura de mil años me convirtió en cenizas . Dejé de ser marinero , traficó con mi buena estrella , con la nobleza de mis sentimientos .

Enajenado en ese enjambre de colmenas babosas , atendidas en hospitales de su sindrome , de su locura .
Mar era dueña de mi territorio , de mi palacio de mi piel y de mis sentidos , participaba por ella en las procesiones , las lunas de sus soledades , eran mis lunas . Noe veíamos en el vacío del espejo , en el mar. Se apropió de mi espacio .
Jugaba con el sol , porque solo ella era afortunada de hacerlo y jugábamos con temas arrebatados.

Ahora la historia se detuvo para ella , yace , pero la veo en los recuerdos , como recuerdo al pueblo , a los pajaros .
Hace tiempo fue alegre , amó , vivió , y todo lo supo.

Man Ray

Nació , murió en el desamparo , su nombre ahí está , la espero a través de los mil días , para volver a recrearme en las cosas para identificarme en los hijos y en las costumbres , para volver a tejer la lana .
Su alma se encuentra encuerada , se atropella con los adjetivos , incierta , oculta .

Clasifica las emociones ignorando mi participación , ella era aire encantador , pero no era nadie , nunca ganó la estrella de ser hija predilecta , quiso escapar por el balcón del cual pendían el amor de otros brazos . Pero el licor la convertía en niña y era como decirte invitame a conocerle , aún no puedo comprender como pasó por la calle y no puedo verle .

Ahí está desperezada , juega conmigo , soy su rompecabezas , su cordero. No comprendo como puedo no verle.
Escuché ese día en el café el saxofón , la batería , la amé desde el primer día , desde el primer minuto .

Su sonrisa me atraía , era cautivadora , su vagina mi vicio .
Me comprometí , lo comprendo , pero dejó el tiempo correr correr .
El naufragio me sorprendió en otro barco y me hundí en el amor para terminar en elucubraciones.
Ahora compartirá su vida con las lluvias , estará más cerca de otras esrellas .
Enrojeció su cara , olvidé a la mujer y al esqueleto , podrá desde ahora dar su vida a las flores....


Entre los días 26 de abril y 18 de junio de 1984 .

Original de Alfredo Arrieta Ortega.
Gatodelperro2000@yahoo.com.mx
alfredoarrieta@terra.com.mx
México.